Los cinco desafíos principales de la migración de aplicaciones a la cloud

Las prácticas de migración tradicionales implican una cantidad considerable de horas de mano de obra, diferentes herramientas y un gran riesgo, además del propio tiempo necesario para pasar del punto A al punto B. La fuerza de gravedad de los datos complica aún más la adopción de la cloud y la migración de las cargas de trabajo de producción (especialmente, las aplicaciones con estado con una gran cantidad de datos).

VMware Cloud on AWS ofrece la mejor combinación al permitir a las organizaciones integrar
perfectamente los entornos de centros de datos locales en infraestructuras de AWS nativas y elásticas.